10 películas sobre las relaciones de apego

11:48

Las relaciones de apego son esenciales en el desarrollo psicológico. El niño forma relaciones de apego con la madre, padre, abuelos y otras personas significativas desde temprana edad. Las relaciones de apego "seguras" nutren al niño de seguridad afectiva. Este componente es la base de una adecuada autoestima y relaciones sociales positivas en el futuro. Aqui he listado algunas películas acerca del apego, su desarrollo y dificultades.

Relaciones de apego
Podemos afirmar que las relaciones de apego son los vínculos afectivos que los niños pequeños establecen con sus padres y otros cuidadores clave. Por cuidadores clave entendemos a la madre, padre, hermanos, y otras figuras significativas. Sin embargo, la madre es la primera figura de apego para el niño. Por eso es importante el cuidado materno.

Cuidado materno
El adecuado cuidado materno requiere una respuesta sensible de la madre ante las demandas de afecto y protección del niño. Esta sensibilidad materna promueve relaciones de apego "seguro" donde el niño desarrolla seguridad afectiva (confianza básica). Este recurso es necesario para la autoestima del niño y una exitosa adaptación social.

Apego inseguro
Por otro lado, cuando la madre se muestra insensible o rechaza las demandas afectivas del niño suelen desarrollarse relaciones de apego "inseguro". Los niños criados bajo esta condición se muestran ansiosos, tienen baja autoestima y presentan problemas de adaptación social. En casos más agudos surge el trastorno de apego reactivo, es decir, una condición psicológica que necesita intervención temprana para evitar problemas de salud mental.

Proximamente publicaré un libro digital sobre las relaciones de apego de 0 a 5 años en este blog. Este material podrá ser descargado gratuitamente. Igualmente hay mucha información en la web acerca del tema. Por el momento, los dejo con algunas películas que tratan sobre las relaciones de apego en el niño  y el adolescente.

1. Gente como uno (1980)
Conrad acaba de salir del hospital después de haber intentado suicidarse a raíz de la muerte de su hermano en un accidente. Mantiene una relación muy tensa con su madre (quien no se muestra sensible ante a los problemas de su hijo) y vive atormentado por sentimientos de culpa. Aunque visita todas las semanas a un psiquiatra, no se siente a gusto hasta que conoce a una compañera del coro y empiezan a salir juntos.

2. El Príncipe de las Mareas (1991)
Tras una infancia traumática que no ha conseguido olvidar, Tom Wingo (Nick Nolte), un desilusionado y algo rudo entrenador deportivo sureño, se ve obligado a revivir su pasado cuando viaja a Nueva York a petición de la doctora Susan Lowenstein (Barbra Streisand), la sofisticada psiquiatra de la alta sociedad de Manhattan que atiende a la hermana de Tom después de varios intentos de suicidio. 

3. El jorobado de Notre Dame (1996)
Oculto a las miradas de todos los ciudadanos de París, en lo alto del campanario de la catedral de Notre Dame, vive Quasimodo. Su tutor, el juez Frollo, no le permite bajar nunca del Campanario. En compañía de tres simpáticas gárgolas de piedra, Victor, Hugo y Laverne, Quasimodo pasa las horas observando el bullicioso ir y venir de la gente. Hasta que un día, decide bajar a escondidas y conoce a la bella Esmeralda, con la que vivirá su mayor aventura. El juez Trollo como figura de apego es una presencia controladora y dañina contaminando la mente de Quasimodo con ideas de rechazo y odio hacia los demás.

4. En busca del destino (1997)
Will Hunting es un joven rebelde y carismático con una capacidad intelectual fuera de lo normal. Al igual que sus amigos, Will realiza trabajos mal pagados y pasa su tiempo libre en el bar, donde en ocasiones tiene problemas con la ley. Tras una pelea en el bar, Will se ve obligado a ir a la cárcel. Su única esperanza es Sean McGuire, un profesor y terapeuta que queda asombrado de sus capacidades y problemas emocionales. Al comenzar Will sus encuentros con este terapeuta muy especial y humano, pone cierta resistencia; sin embargo, poco a poco y al finalizar el proceso, logra confrontarse consigo mismo.  Entre los dos se crea una relación terapéutica basada en la empatía, pues ambos vivieron historias similares durante su infancia. Will encuentra en Sean una figura de apego que le comprende y le escucha.

5. La Vida es Bella (1997)
En 1939, a punto de estallar la Segunda Guerra Mundial (1939-1945), el extravagante Guido llega a Arezzo, en la Toscana, con la intención de abrir una librería. Allí conoce a la encantadora Dora y, a pesar de que es la prometida del fascista Rodolfo, se casa con ella y tiene un hijo. Al estallar la guerra, los tres son internados en un campo de exterminio, donde Guido hará lo imposible para hacer creer a su hijo que la terrible situación que están padeciendo es tan sólo un juego. En estas circunstancias, Guido muestra las mejores facetas del apego paterno.

6. Las Normas de la Casa de la Sidra (1999)
Homer Wells (Tobey Maguire) ha vivido durante toda su vida entre las paredes del aislado orfanato de St Cloud. Cuando llega a la adolescencia, el director del centro, el doctor Larch (Michael Caine), lo prepara para ser su sucesor. Pero el joven siente la necesidad de abandonar el orfanato y conocer el mundo. Cautivado por la belleza de una chica (Charlize Theron) que visita el orfanato, Homer decide que ha llegado la hora de partir.

7. Yo soy Sam (2001)
Sam Dawson (Sean Penn) es un deficiente mental que deberá luchar por conservar la custodia de su pequeña hija, ya que el Estado considera que no está capacitado para hacerse cargo de su educación. De su defensa se encargará una prestigiosa abogada, Rita Harrison (Michelle Pfeiffer), cuyo desinterés y frialdad inicial cambiarán tras conocer a Sam, descubrir el amor que siente por su hija y comprobar su determinación por defender sus derechos como padre.

8. Un niño de otro mundo (2007)
Tras la muerte de su mujer, un escritor de ciencia-ficción (John Cusack) cae en una depresión. Gracias a la intervención de su hermana (Joan Cusack), se pone en contacto con una asistenta social (Sophie Okonedo) que le ofrece la posibilidad de adoptar a un niño de seis años con trastornos psiquiátricos: cree que ha llegado a la Tierra procedente de Marte. Su vida se centra tanto en el niño que a su editor (Oliver Platt) empieza a preocuparle que haya dejado de escribir. El éxito del personaje interpretado por John Cusack no podemos medirlo por los libros que publica sino por sacar al niño de su condición de aislamiento y disociación psicológica.

9. Gran Torino (2008)
Walt Kowalski (Clint Eastwood), un veterano de la guerra de Corea (1950-1953), es un obrero jubilado del sector del automóvil que ha enviudado recientemente. Su máxima pasión es cuidar de su más preciado tesoro: un coche Gran Torino de 1972. Es un hombre inflexible y cascarrabias, al que le cuesta trabajo asimilar los cambios que se producen a su alrededor, especialmente la llegada de multitud de inmigrantes asiáticos a su barrio. Sin embargo, las circustancias harán que se vea obligado a replantearse sus ideas cuando se convierte en tutor de un jóven asiático demostrando que una figura de apego no solamente es biológica.

10. El Huesped (2012)
La familia Williams decide adoptar a Carl, un niño que ha estado en casas de acogida. Pronto descubren que el niño sufre un trastorno de comportamiento que le hace ser muy violento. Este comportamiento podemos denominarlo trastorno de apego reactivo. Es un caso severo de apego inseguro como  mencionamos lineas arriba.

Psicólogo Renzo Angel Benvenuto
rbenvenuto@doctor.com

Share this

HORIZONTE es una revista de psicología, salud y bienestar auspiciada por el Centro Cognitivo Analítico y dirigida por el psicólogo RENZO ANGEL BENVENUTO. Consultas al Telf: (+51)997331611 o al Email: rbenvenuto@doctor.com

Related Posts

Previous
Next Post »